ERC quiere hacer de la constitución del Congreso un acto de campaña de Junqueras

Oriol Junqueras, durante su declaración ante el Tribunal Supremo en el juicio del procés.

La constitución del Congreso de los Diputados el próximo 21 de mayo, en plena campaña electoral de las elecciones europeas, se ha convertido en objetivo prioritario de la estrategia de campaña de ERC, cuyo cabeza de lista no es otro que Oriol Junqueras. Los republicanos saben que la imagen de Junqueras tomando posesión de su escaño como diputado, tras la victoria en Cataluña del 28-A, puede ser su mejor reclamo electoral para el 26-M, y no van a desaprovecharlo.

ERC está pendiente de saber, en los próximos días, como se resuelve la toma de posesión del acta de sus dos candidatos procesados por el 1-O, Junqueras y Raül Romeva, para preparar un acto de campaña en Madrid el 21 de mayo, dia que, de momento, está en blanco en su calendario de campaña.

Entre hoy y mañana el Congreso debe emitir las credenciales de todos los diputados y senadores electos, y ese será el pistoletazo de salida para que los abogados de Junqueras y Romeva inicien el proceso ante el Tribunal Supremo para que autorice la excarcelación de ambos procesados, igual que los candidatos de JxCat Jordi Sánchez, Jordi Turull y Josep Rull. Los precedentes avalan las pretensiones de los partidos independentistas, aunque desde Esquerra reconocen que no dan nada por seguro.

De hecho, aseguran que en caso de que no se autorice a Junqueras a tomar el acta de diputado y participar en la constitución del Congreso, como esperan, esa negativa sería un nuevo argumento electoral en manos de ERC, que podría organizar igualmente un acto de denuncia.

Junqueras en campaña

Los republicanos están pendientes de la Junta Electoral Central (JEC) además para saber si su cabeza de lista podrá participar en la campaña de las europeas en los términos en los que la JEC autorizó su presencia en los actos de las generales. Es decir, vía telemática desde la prisión de Soto del Real, en mitines o ruedas de prensa que no coincidan con días de juicio del procés, pero no en los debates electorales.

Esquerra ha solicitado a la Junta permiso para que Junqueras intervenga en cuatro actos de campaña, además de en las ruedas de prensa con candidatos organizadas por agencias públicas de noticias, como en la anterior campaña. Y han incluido peticiones de entrevista para radios. Pero la Junta, centrada hasta ayer en la polémica suspensión de la candidatura de Carles Puigdemont, no ha dado respuesta de momento a estos requerimientos.

La formación de Junqueras, que gastará 1.2 millones de euros en la campaña de las europeas y otros dos millones en la de las municipales, aspira a revalidar la victoria en el bando independentista conseguida en las generales. Y sabe que la figura de su líder encarcelado será determinante para ello.

Esquerra se gastará 3,28 millones de euros entre las europeas y las municipales

Las encuestas otorgan a ERC -coaligada con Bildu y BNG en estas elecciones- entre 3 y 4 eurodiputados, lo que supondría igualar o incluso mejorar los resultados de hace cinco años. Pero la polémica de la JEC ha dado alas a la candidatura de Carles Puigdemont, que compite por el mismo espacio independentista. En el entorno independentista están convencidos de que tanto Junqueras como Puigdemont obtendrán representación tras esta polémica, está por ver el reparto de fuerzas.

El portavoz del partido, Sergi Sabrià, ha presentado hoy la campaña de las municipales y europeas como “la segunda vuelta de 28-A”. Una segunda vuelta que “ya no es de resistencia, es de construcción nacional” ha asegurado, convencido de que los independentistas han superado la “etapa de resistencia” tras el 1-O gracias a los resultados de las generales, en las que por primera vez el independentismo se impuso en buena parte del territorio catalán.