Bache en la gestora de Santander: sufre salidas de 400 millones en tres meses

Deuda pública y banca: la conexión explosiva que vuelve a atemorizar al mercado.

La gestora de fondos de inversión de Santander no atraviesa su mejor momento. En el último trimestre ha sufrido reembolsos netos por un importe cercano a los 400 millones de euros, mientras sus principales competidores registraron entradas de dinero en sus productos de inversión. Desde la entidad reconocen estas cifras, pero señalan que están creciendo en gestión de carteras, dónde sí está entrando dinero.

Según datos de Inverco, en abril las salidas netas de los fondos del banco que preside Ana Botín ascendieron a 147 millones de euros. En mayo, la cifra se situó en 76 millones, y en junio volaron otros 174 millones en más. En total, 397 millones de reembolsos netos, en un periodo en el que el sector de la inversión colectiva ha atraído más de 2.000 millones.

El revés de Santander, en cualquier caso, es limitado en el conjunto de su negocio. Gestiona fondos con un patrimonio de 39.923 millones, al cierre de junio, por lo que la fuga de ahorro del último trimestre representa el 1% del total.

Frente a Santander, CaixaBank y BBVA Asset Management han logrado captaciones positivas en el segundo trimestre del año de 675 y 470 millones de euros.

La filial del grupo de origen catalán consolida su liderazgo como primera gestora de España con 45.593 millones de euros en activos bajo gestión. Superados los momentos más críticos de la crisis política en Cataluña, en los que la gestora sufrió abultadas salidas de dinero, CaixaBank Asset Management ha logrado captar ahorro todos los meses de 2018.

Cambio de estructura

A finales de septiembre de 2017, Santander anunció la creación de una división que integró los negocios de banca privada y gestión de activos. La división Wealth Management está gestionada por Víctor Matarranz, hasta entonces responsable de Estrategia del grupo.

Según la entidad, la nueva estructura permitiría dar mejor servicio a los clientes de banca privada y aprovechar la ventaja competitiva de estar presentes en diez mercados principales.

Tras el anuncio de la recompra de todo el negocio de Santander Asset Management en noviembre del año pasado, esta división contribuye a consolidar la estrategia del grupo de integrar mejor el negocio de gestión de activos en la actividad del banco, al tiempo que mejora la eficiencia operativa, explicó el grupo en un comunicado.